Cómo mejorar el aprendizaje con la gamificación

Hace unos años era imposible pensar en la utilización de juegos y videojuegos en las aulas con fines educativos. Y es que ahora es una de las opciones que más se barajan para mejorar el aprendizaje. Esta tendencia se conoce como la gamificación. Cuando hablamos de gamificación nos referimos a crear dinámicas de juego en entornos que no son lúdicos como, por ejemplo, en una escuela. En este artículo te explicamos cómo mejorar el aprendizaje con la gamificación

La diversión que proporcionan los juegos, motivan y ayudan a desarrollar otras habilidades cómo memorizar, ser creativos, aprender y también a arriesgar. 

Aunque parezca que esta metodología sólo pueda ser para los más pequeños, se puede adaptar perfectamente en los adultos. Es una realidad que debemos conocer y aprovechar. 

En la realización de cualquier tarea, la motivación juega un papel fundamental. Impulsa, dirige y mantiene la acción. Encontramos dos formas de sentirse motivado: 

  • Extrínsecamente: se realiza una actividad como medio para alcanzar un fin.  
  • Intrínsecamente: se realiza la actividad por placer. 

Normalmente, en el ámbito educativo se tiende a aprender de manera extrínseca ya que se estudia para aprobar, no para aprender. Lo ideal sería que se estudiará de manera intrínseca, es decir, por placer de aprender. Es ahí donde entra la gamificación, lo que se quiere conseguir es que se aprenda por placer y no por obligación.

Si el proceso de aprendizaje se convierte en un juego, en el que se pone a prueba a los alumnos, se marcan objetivos, estaremos más cerca de conseguir un aprendizaje más efectivo gracias a la gamificación. 

Técnicas de aprendizaje con la gamificación

Para mejorar el aprendizaje con la gamificación se utilizan una serie de técnicas mecánicas y dinámicas. 

Algunas de las técnicas dinámicas que se pueden utilizar en el aprendizaje con la gamificación son: 

  • Recompensa: obtener un beneficio merecido
  • Estatus: establecerse en un nivel jerárquico social valorado 
  • Logro: superación o satisfacción personal 
  • Competición: afán de competir para intentar ser el mejor

Algunas de las técnicas mecánicas que podemos utilizar en el aprendizaje con la gamificación son:

  • Desafíos: se realizan competiciones entre los usuarios para lograr premios y subir al podium.
  • Retos: conseguir superar un reto ya sea sólo o en equipo. 
  • Niveles: se definen niveles que el alumno deberá de superar.
  • Obtención de premios: una vez se van cumpliendo los objetivos, también se va premiando al alumno.  
  • Acumulación de puntos: se asigna un valor a determinadas acción y se van acumulando a medida que se van haciendo y consiguiendo.
  • Clasificación: según los puntos conseguidos se subirá o bajará del ranking. 

La idea de la gamificación educativa no es crear un juego sino valernos de los sistemas de puntuación, recompensa y objetivo para poder gamificar una clase y facilitar el aprendizaje a los alumnos. 

Si te ha gustado este artículo no dudes en compartirlo. No te pierdas la Playlist Curso Intensivo de Gamificación: Técnicas y Aplicaciones y aprende a desarrollar estrategias para captar, convertir y fidelizar clientes.

¿Quieres saber más sobre estas técnicas y mucho más? No puedes perderte toda la oferta de cursos y playlists en Akademus

Compartir es vivir:
error

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cargando Captcha...