Los elementos clave en la Narrativa Transmedia

Hace tiempo, las empresas se comunicaban con los consumidores de forma muy básica y a través de un canal: la publicidad. Si bien esto incluía diferentes métodos como folletos y anuncios en los medios tradicionales, al fin y al cabo, solo era publicidad. Pero, ¿cómo se comunicaban con sus audiencias?  Este tipo de comunicación unidireccional se convertía en un simple monólogo. La Narrativa Transmedia lleva años rompiendo con el modelo antiguo y es una forma de Storytelling que muchas empresas utilizan. ¿Quieres saber cómo? Sigue leyendo.

La llegada de la era digital ha transformado todo este proceso, en el que el consumidor tiene un mayor poder de influencia sobre las empresas. Las marcas luchan por posicionarse por encima de sus competidores y llegar a un usuario cada vez más exigente. La única manera de que tengan éxito y consigan sus objetivos es difundiendo un contenido personalizado y novedoso a través de diferentes canales. Aquí es donde el término narración transmedia entra en escena.

Si quieres saber más sobre la narrativa transmedia y las herramientas necesarias, no te puedes perder el Curso Intensivo de Entornos y la Narrativa Transmedia

La narrativa transmedia o transmedia storytelling fue introducido por el investigador estadounidense Henry Jenkins en un artículo publicado en enero de 2003. La narrativa transmedia se define como una historia que se cuenta a través de diversos medios y plataformas de comunicación. Este contenido se puede ofrecer a través de blogs, videos, libros electrónicos, redes sociales, películas, etc. Todo este contenido tiene un hilo común, a través del cual el consumidor desempeña un papel activo.

Los contenidos son siempre nuevos, en cada medio y en cada plataforma. Es un rompecabezas en el que todas las piezas encajan para completar la historia, mientras que el usuario recibe nueva información de cada una de ellas.

¿Qué es la Narrativa Transmedia?

La Narrativa Transmedia, tal como la define Henry Jenkins, representa un proceso en el que los elementos integrales de una ficción se dispersan sistemáticamente a través de múltiples canales de distribución con el fin de crear una experiencia de entretenimiento unificada y coordinada. Lo ideal es que cada medio haga su propia contribución única para el desarrollo de la historia.

Características de la Narrativa Transmedia

En este apartado, te contamos lo que cada Narrativa Transmedia debe tener para ser exitosa y cuáles son sus características principales que hacen que una estrategia de marketing funcione a través de los diferentes canales sociales actuales.

¿Cómo debe ser una Narrativa Transmedia?

  • Auténtica;
  • Humana;
  • Emocionante;
  • Interesante;
  • Atractiva

Hay otra forma de hacer Storytelling que combina las ventajas de múltiples dispositivos de Crossmedia pero agrega el papel esencial de los usuarios finales a la mezcla. La narrativa transmedia.

¿Cuáles son los elementos clave de la narrativa transmedia?

Difusión y penetración en el público objetivo

Para la difusión, es importante la presencia de las plataformas digitales (especialmente las redes sociales) para expandir la narrativa, cuyo resultado será llamar la atención del público objetivo

Inmersión

El propósito de Transmedia Storytelling es sumergir a los usuarios en el mundo que crea. Pero también anticipa la oportunidad de traer elementos de ese mundo a la vida real de los usuarios.

Visualización

Este es uno de los elementos más importantes en Transmedia. Cuanto más detallado sea el mundo, más creíble será

Un mundo transmedia no necesariamente debe ser ficticio, puede ser cualquier cosa pero vista desde la perspectiva de los valores de nuestra Marca (solo piense en lo que Nike concibe su comercialización, por ejemplo).

La producción transmedia

En una estrategia más clásica, generalmente tenemos un producto y alrededor de él construimos una narrativa, que se replica en múltiples canales (sitio oficial, aplicación, perfiles sociales o incluso canales fuera de línea), todos usados ​​de acuerdo con su naturaleza, pero siempre presentando el mismo historia.

En Transmedia, en cambio, creamos una «Biblia» en torno a un tema, y ​​desarrollamos visiones subjetivas y distintivas de ese tema en función de los canales que decidamos utilizar.

Además, los usuarios pueden crear nuevas narraciones sobre el mundo actual que hemos diseñado y convertirse en parte de la “Biblia” en sí misma.

La producción de Transmedia, entonces, opera en diferentes áreas:

  • Narrativa;
  • Experiencia;
  • Audiencia;
  • Medios / Plataformas;
  • Modelos de negocio;
  • Ejecución
  • Narrativa

Cuando comenzamos a diseñar una narrativa transmedia, debemos responder a estas preguntas:

  • ¿Qué queremos narrar?
  • ¿Cómo lo vamos a narrar?
  • ¿En qué género encaja nuestra narrativa?
  • ¿Quiénes son los personajes principales? ¿Qué quieren y cómo se relacionan entre sí?
  • ¿Dónde y cuándo ocurre la historia? ¿Ocurre en un mundo ficticio o en el nuestro?
  • ¿Cuál es la estructura?

Responder a estas preguntas nos permite desarrollar los diferentes pasos de una historia en un medio diferente.

Experiencia

Sabemos que la inmersión y el rendimiento son una de las características principales del Transmedia Storytelling, y el área de «Experiencia» de una producción de Transmedia es la que responde a las preguntas relacionadas con esas características:

  • ¿Qué tipo de experiencia Transmedia queremos que viva nuestra audiencia?
  • ¿Qué tipo de compromiso? ¿Y cómo influirá el compromiso en la propia narrativa?
  • ¿Cómo gestionar el compromiso?
  • ¿Qué control tienen los usuarios sobre la historia?
  • ¿Será la experiencia limitada a lo digital o será transportada a la vida real?

Audiencia

El análisis de la audiencia es esencial en Transmedia, ya que los usuarios juegan un papel fundamental en su éxito o fracaso.

Cuando se trata de Transmedia, pero si presta atención, podemos ver cómo esta es una situación común para nosotros; debemos distinguir tres tipos diferentes de audiencia:

La audiencia «pasiva», que son meros espectadores de una campaña Transmedia;

Las «acciones», que son las que ayudan a la difusión de la narrativa de Transmedia;

Los prosumidores, que no se limitan solo a compartir el mundo Transmedia, sino que también contribuyen a ampliarlo con cosas nuevas.

Medios / Plataformas

Nuestra creatividad (no presupuesto) es el límite.

Tomando la industria del entretenimiento, que también es la que más confía en el marketing Transmedia, podemos difundir nuestro mundo narrativo a través de todos estos canales:

  • Sitios web;
  • Aplicaciones;
  • TELEVISIÓN;
  • Cine;
  • Libros;
  • Historietas;
  • Serie web;
  • Videojuegos en linea
  • Videojuegos Stand Alone
  • Medios de comunicación social
  • Wiki / Foros
  • ARG (Juegos de realidad alternativa)
  • Flashmobs / Marketing no convencional / Marketing de guerrilla.
  • Los anuncios también pueden entrar en una narrativa transmedia.

Obviamente, no debemos usar todos los canales solo porque podamos, sino después de haber respondido estas preguntas:

  • ¿Qué ofrece cada plataforma?
  • ¿Qué medio se adapta mejor a la experiencia que queremos que vivan nuestros usuarios?
  • ¿La plataforma agrega valor o es solo moda?
  • ¿Comenzaremos a apuntar a una audiencia masiva o un nicho?
  • ¿Comenzaremos con contenido gratuito y luego iremos a premium o viceversa? ¿O hemos decidido ir con un modelo freemium?

Modelos de negocio

Transmedia es una opción de marketing muy democrática. Puede ser adoptado tanto por grandes corporaciones como por empresas muy pequeñas.

La razón es simple y depende de la doble naturaleza (Canon y Fandom) de Transmedia.

Normalmente los modelos de negocio son:

  • De pago;
  • Freemium;
  • Patrocinio;
  • Crowdfounding.

Lo bueno es que todos estos modelos pueden coexistir.

Ejemplos clásicos son los juegos que todos hemos instalado en nuestros teléfonos. De hecho, podemos decidir si comprar Angry Birds o si descargar la versión gratuita y, cuando la necesitemos, comprar funciones dentro de la aplicación.

Al preparar una estrategia Transmedia, debemos simular la mayor cantidad de combinaciones posibles de modelos de negocios, también porque la decisión final influirá directamente en la estrategia de entrega de contenido, ya que es evidente al observar esta simulación:

Atraer grandes audiencias ocasionales con flashmobs / actuaciones virales sin marca, que nos encargaremos de difundir en las noticias;

Transformar la audiencia ocasional en fanáticos utilizando las redes sociales (es decir, Twitter Storytelling);

Colaborar con los fanáticos en la expansión de la experiencia (es decir, concursos, videos UGC en nuestro canal de YouTube y fotos en nuestro perfil de Instagram);

Entregar contenido de pago (es decir, video a pedido, libros, libros electrónicos …).

Ejecución

Como he dicho al menos un par de veces antes, cada narrativa de Transmedia, también la Marca Transmedia, comienza a partir de un documento definido como La Biblia.

La Biblia es ese documento donde se describe el mundo narrativo. Cuanto mejor y más detallado es la Biblia, la mejor.

Ejemplos de Biblias son La Biblia de Halo Story y el Universo expandido de Star Wars creado por Lucas y, desafortunadamente, no es público (pero podemos tener una idea aquí).

Una Biblia Transmedia siempre debe describir estos elementos (y en este orden):

  • Modelo de negocio;
  • Audiencia;
  • Género;
  • Tema;
  • Premisa;
  • Síntesis narrativa;
  • Expansión / Compresión.
  • Y debe presentar los detalles de:
  • El tratamiento;
  • Las especificaciones funcionales;
  • Las especificaciones de diseño;
  • Las especificaciones técnicas;
  • El marketing y la estrategia empresarial y la planificación de la ejecución

¿Te ha gustado este post? ¿Quieres saber más sobre estas técnicas y mucho más? No puedes perderte toda la oferta de cursos y playlists en Akademus

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cargando Captcha...