Neuromarketing: definición y bases de esta estrategia

En plena Era Digital, parece que es cuando más se olvidan la importancia de las emociones, debido a la creciente integración de las tecnologías en nuestro día a día. Pero las estrategias de marketing nos muestran que estamos equivocados y que las estrategias emocionales como el Neuromarketing son las que mejor funciona frente las exigencias del mercado.

¿Qué es Neuromarketing?

El Neuromarketing es un mix entre técnicas de neurociencia (que estudia el comportamiento del cerebro humano) y el Marketing Digital, que trata de atraer a más consumidores. Es decir, esta estrategia de marketing pretende conocer cómo piensan los consumidores para convertirlos en clientes potenciales.

Para conseguirlo, las agencias tratan de dirigir la publicidad hacia las respuestas cerebrales de los consumidores hacia estímulos concretos evocando a las emociones positivas. Este estudio no trata de manipular, si no de estudiar la respuesta del cerebro ante un determinado producto ya sea por su imagen, olor o cualquier otro tipo de estímulo.

Actualmente existe una gran controversia alrededor del Neuromarketing, existen los admiradores de la estrategia que la entienden como una revolución y una gran herramienta para la investigación de los mercados. Y en la otra cara de la moneda, los detractores, que opinan que el neuromarketing ejerce una manipulación sobre las mentes de las personas y por lo tanto es un problema para el consumo.

neuromarketing
Fuente Coach2Coach

Bases de una estrategia de Neuromarketing

  • Mostrar más cercanía hacia el consumidor: no ofertar y ofertar porque sí, sino poniéndose al servicio del consumidor, ofreciéndole un vínculo. 
  • Mostrar la cara más humana de la empresa: tras la marca hay personas de carne y hueso que piensan y también tienen sentimientos. Es una gran fórmula para conectar con los intereses o valores de los consumidores. 
  • Ser diferente de la competencia: en la época digital existe una amplia competencia si quieres llegar a los usuarios sé diferente y conseguirás que te recuerden. 
  • Pensamiento positivo: “be happy, my friend”. Acércate a las emociones positivas, sé empático y atiende al cliente con la mejor actitud se contagiará y se te identificará con esa imagen. Un buen ejemplo de ello, es Coca Cola.

Seguramente te estarás planteando si implementar una estrategia de neuromarketing completa puede contribuir a mejorar tu estrategia de Marketing. Para algunas empresas este proceso es realmente costoso y puede tardar mucho en llegar a ser rentable.

Pero sin duda el Neuromarketing, es una fuente de información muy valiosa para determinar mejor el target al que nos vamos a dirigir y ofrecerles una experiencia más personalizada y completa. Tendría que plantearse si su uso es una inversión rentable a largo plazo dentro del sector en el que se mueve cada empresa.

Cuéntanos queremos conocer tu opinión, ¿crees que el Neuromarketing es una buena herramienta de marketing?, ¿Crees que supone una manipulación por parte de las empresas hacia el consumidor? Esperamos que te haya gustado el artículo y que no te olvides de compartirlo.

Si quieres saber más sobre Neuromarketing, no te pierdas el curso los cursos online y seminarios sobre Neuromarketing  de Akademus

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cargando Captcha...