Características de la Inteligencia Emocional en un líder

La Inteligencia Emocional es algo que se tiene muy en cuenta áreas relacionadas con el liderazgo o el coaching. Nunca debe pasar desapercibida la Inteligencia Emocional en estos casos, ya que es una cualidad del ser humano primordial para comprender emociones y gestionarlas. Las personas que trabajan en un puesto de liderazgo deben conocer bien qué es la Inteligencia Emocional y cómo pueden mejorar si la conocen bien. En este post te contamos cómo debe ser la inteligencia emocional en un líder.

¿Qué es la inteligencia emocional?

La Inteligencia Emocional es la capacidad de entender y manejar las emociones propias y de las personas que te rodean. Se dice que las personas con mayor capacidad de desarrollar la inteligencia emocional comprenden mejor sus emciones y las de otras personas.

Uno de los estudiosos más conocidos sobre Inteligencia Emocional es Daniel Goleman. Él y muchos otros investigadores sugieren que la Inteligencia Emocional en un líder es la que lo diferencia del resto. La inteligencia (IQ) y las habilidades técnicas también son importantes para los líderes, pero son esencialmente capacidades de umbral: requisitos de nivel de entrada para puestos ejecutivos. Una vez en esa posición, es la inteligencia emocional la que marca la diferencia

¿Cómo funciona la inteligencia emocional en el liderazgo?

Según Goleman, existen 5 competencias de Inteligencia Emocional: motivación, autoconciencia, autorregulación, habilidades sociales y empatía. Estas competencias son fundamentales de los líderes exitosos que se demuestran a través de conductas de liderazgo. Piensa en el mejor líder que puedas, ¿qué los hace tan buenos?:

  • Los líderes lideran con el ejemplo, inspiran, no temen las cosas difíciles, enfocados y motivados (motivación)
  • Los líderes son confiados, honestos, directos, consistentes (autoconciencia)
  • Los líderes son claros, decisivos, directos, intuitivos (autorregulación)
  • Los líderes son buenos comunicadores, son accesibles y escuchan a otros (habilidades sociales)
  • Los líderes son empáticos, influyentes (empatía)

Claramente, estos rasgos van más allá del coeficiente intelectual y del conocimiento. La inteligencia emocional en un líder hace que muestre estos rasgos a través de sus palabras y acciones.

La inteligencia emocional en un líder es esencial para el éxito. Después de todo, ¿quién es más probable que tenga éxito: un líder que grita a su equipo cuando está bajo estrés, o un líder que mantiene el control y evalúa la situación con calma? Aquí te dejamos una lista de los tres típos de líder y cómo trabajan la Inteligencia Emocional según su entorno.

Cómo debe ser la Inteligencia Emocional en un líder

El auto líder

Los líderes exitosos saben que no son perfectos, son conscientes de sus fortalezas y debilidades, y se esfuerzan por mejorar continuamente. Un director ejecutivo que no reconoce sus propios defectos o que trata de hacer todo por sí mismo, no será capaz de aprender de sus errores y por lo tanto, no podrá delegar trabajo a otros.

Los líderes que se conocen a sí mismos pueden trabajar para superar tus debilidades a través del desarrollo personal y el aprendizaje de nuevas habilidades. También trabajan para empoderar a otros y usar sus habilidades. La motivación es igualmente importante, tener metas por las que trabajar significa reconocer que habrá obstáculos en el camino. Querer superarlas también es parte del proceso. Como líder, esto significa un desafío constante.

También se necesita autorregulación para manejar las emociones como líder. El liderazgo es duro. Por lo tanto, es vital tener la capacidad de mantener la calma, lidiar bien con la presión y mantenerse optimista. Dominar el liderazgo de uno mismo requiere admitir que no eres perfecto y te estás esforzando por mejorar.

El que lidera a otros

Los líderes saben que necesitan a otras personas. El liderazgo no significa mucho sin un número de seguidores. Estar motivado personalmente no es suficiente, los líderes necesitan desbloquear el potencial de los demás.

Esto significa comprender lo que es importante para las personas, cuáles son sus motivaciones y cómo se relacionan con el propósito de la organización. No todos son iguales, lo que hace que las habilidades sociales sean importantes. La inteligencia emocional en un líder hace que entienda que debe ser flexible y adaptable, así como poder leer y entender a los demás. Debe pasar tiempo con diferentes equipos, y no solo con sus informes directos.

Como líder, no tiene que ser el maestro de todos los intercambios, pero sí necesita estar dispuesto a escuchar, a respetar la experiencia de los demás y a cambiar de opinión. Y en este momento de cambio, debe poder demostrar empatía real para emprender las conversaciones más difíciles en el lugar de trabajo con tacto y sensibilidad.

El que lidra organizaciones

Los líderes exitosos saben cómo inspirar a otros. La inteligencia emocional en un líder le hace ser visionario, teniendo en cuenta en todo momento el panorama más amplio.

Los líderes pueden expresar ese panorama general a los demás. Los mejores líderes ayudan a las personas a ver su papel en el entorno. El objetivo es lo importante, no la ganancia personal o el éxito.

Los líderes necesitan establecer relaciones sólidas con juntas, socios, partes interesadas e incluso competidores para alcanzar los objetivos de la organización. Demuestran la astucia política, reconociendo que el poder y la influencia en las organizaciones no funciona en líneas jerárquicas. Aseguran el éxito a través de la influencia y la creación de redes. Dominar el liderazgo de las organizaciones requiere inspiración, responsabilidad y construcción de relaciones.

Si te ha gustado este artículo y te interesa el mundo del coaching, liderazgo e inteligencia emocional, no te pierdas este Curso sobre Liderazgo con Inteligencia Emocional y Coaching.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cargando Captcha...